CÓD.N08-S03-11-S01-60 ONLINE

Adaptación de los proyectos de “aprendizaje y servicio” en educación superior durante la Covid-19. Un análisis de experiencias.

Las instituciones de educación superior tienen como actividades principales la docencia, investigación y transferencia e impacto social. En coherencia con este tercer ámbito las universidades están explorando formas de incorporar el servicio para extender su misión, mejorar el rendimiento y la persistencia de los estudiantes e involucrarles en sus comunidades como parte de su plan de estudios (Lewing & Shehane 2017). En este contexto el “aprendizaje y servicio” (AyS) ha demostrado ser una estrategia de enseñanza-aprendizaje muy relevante. 

El AyS se define como una experiencia educativa en la que los estudiantes: (a) participan en una actividad de servicio organizada que satisface las necesidades identificadas de la comunidad (Opazo, Aramburuzabala & Cerrillo 2016); y (b) reflexionan sobre la actividad de servicio de tal manera que obtienen una mayor comprensión de los contenidos y competencias, una apreciación más amplia de la disciplina y un mayor sentido de responsabilidad cívica (Borkoski & Prosser 2020). Esta segunda vertiente es la que distingue AyS de actividades co-curriculares y extracurriculares (voluntariado, prácticas solidarias, etc.), en las cuales sí se constata el aprendizaje de los estudiantes pero generalmente no existe evaluación formal y sumativa que se recoja en el curriculum.

Desde el primer reporte oficial de un caso de COVID-19, se ha llegado a casi una parálisis global  de la educación y formación reglada. Esta situación sin precedentes ha afectado al aprendizaje en todos los niveles, pero especialmente a la Educación Superior, ya que en muchos países la decisión, de las autoridades públicas o de las instituciones, ha sido pasar a una formación online o híbrida. A pesar del desafío, la crisis ha brindado una oportunidad para el desarrollo de programas de AyS en este nuevo entorno virtual, tanto inéditos como adaptaciones de experiencias ya existentes. Algunos ejemplos reseñables son los de apoyo a familias confinadas; ayuda a personas enfermas y/o hospitalizadas por el COVID-19; asesoramiento a personas que no están enfermas, pero son colectivo de riesgo; acompañamiento al personal sanitario; colaboración con entidades e instituciones sociales; y/o desarrollo de proyectos de revitalización del tejido social y comercial (Red Española de Aprendizaje y Servicio, 2020). 

Ante esta situación, la propuesta que se presenta consiste en el análisis de una veintena de experiencias de AyS llevadas a cabo por estudiantes universitarios durante la pandemia recogidas por la Red Española de Aprendizaje y Servicio y el Centro Latinoamericano de Aprendizaje y Servicio Solidario (CLAYSS). En concreto el objetivo es analizar su naturaleza, perfil de estudiantes implicado, tipo de adaptación, competencias desarrolladas, etc. 

Con este análisis mostraremos una vez más como la universidad da respuesta a los retos socio-económicos, medioambientales y sociales del entorno, gracias a la incorporación de una metodología como el AyS que contribuye al desarrollo de un perfil integral de los futuros egresados. En un momento en el que la opción pudiera haber sido simplificar la actividad, muchas universidades en todo el mundo han apostado por seguir dando servicio no solo a sus estudiantes, sino también a todas las personas e instituciones damnificadas por la crisis. 

Palabras clave

Aprendizaje-Servicio coronavirus Covid-19 Experiencia Instituciones de Educación Superior

Ponencia Online

Documentación de apoyo a la presentación ONLINE de la ponencia

Ver el video en youtube


Firmantes

Los autores de la ponencia

profile avatar

Laura Negro Duque

Ver Perfil

profile avatar

Almudena Eizaguirre

Ver Perfil

profile avatar

María García-Feijoo

Ver Perfil


Preguntas y comentarios al autor/es

Hay 8 comentarios en esta ponencia

    • profile avatar

      Carmen Carmona Rodríguez

      Comentó el 11/12/2020 a las 00:55:46

      Buenas noches,

      Me ha parecido una propuesta muy interesante. ¿Podrías por favor profundizar un poco más sobre cómo se ha realizado el análisis de las diferentes experiencias? ¿Se ha utilizado algún tipo de criterio de comparación entre los diferentes casos? ¿Cómo se ha realizado el procedimiento?

      Gracias por la iniciativa.

      Responder

      • profile avatar

        Laura Negro Duque

        Comentó el 12/12/2020 a las 15:07:11

        Hola, Carmen. Gracias por tu comentario. Para el análisis hemos recogido las experiencias registradas por REAPS y CLAYSS. Después, las hemos clasificado marcando diferentes ítems y hemos procedido a analizar los puntos en común y las diferencias entre estas.
        Un saludo.

        Responder

    • profile avatar

      Mariché Navío Navarro

      Comentó el 10/12/2020 a las 20:44:30

      ¡Hola, Laura, Almudena y María!

      Encantada de saludaros. Soy Mariché Navío, profesora de Marketing Digital en la Universidad CEU San Pablo. Os escribo, primero, para felicitaros por el proyecto de innovación docente que presentáis. El hecho de utilizar el ABP y el APS para generar metodologías de enseñanza-aprendizaje que no solo sean eficaces sino que generen un impacto social positivo es, a mi juicio, la línea en la que deberíamos trabajar todos. ¡Enhorabuena por los resultados!

      En mi caso, he trabajado en esta línea con un proyecto llamado Coronahero, donde los alumnos de Comunicación Digital voluntarios trabajaron en campañas de comunicación y marketing para obtener donaciones que nos permitiesen imprimir con impresoras 3D material sanitario de protección,

      Tenía una pregunta: a la hora de obtener los recursos económicos necesarios para la implementación de las acciones, ¿cómo habéis detectado que se trabaja? ¿Financiación de las instituciones educativa, recursos propios? Me interesa esto porque en mi caso, en la mayoría de las ocasiones, tengo que usar recursos propios personales para poder llevar a cabo todas las acciones que planteamos en clase.

      ¡Gracias y un abrazo!

      Mariché Navío Navarro
      Prof. Colaboradora Doctora
      Marketing Digital, Publicidad Online y Redes Sociales
      Universidad CEU San Pablo
      Mariche.navio.navarro@gmail.com

      Responder

      • profile avatar

        Laura Negro Duque

        Comentó el 12/12/2020 a las 14:58:51

        Hola, Mariché. Encantadas de conocerte.
        Respondiendo a tu pregunta, en la UD los estudiantes de 2º curso tienen una asignatura llamada "Participación Social y Valores" en la que se llevan a cabo este tipo de experiencias. También, se está trabajando en la universidad en el proceso de institucionalización de AyS.
        Seguimos en contacto: laura.negro@deusto.es
        Un saludo.

        Responder

    • profile avatar

      Sonia Gutiérrez Luna

      Comentó el 10/12/2020 a las 18:40:30

      Buen día:

      Comentan que los alumnos que se motivan más hacia el apoyo son lo de ciencias de la salud y de la educación. ¿De qué manera podrían incluirse a otros estudiantes?

      Responder

      • profile avatar

        Laura Negro Duque

        Comentó el 12/12/2020 a las 13:40:44

        Muchas gracias por tu pregunta, Sonia. Sería interesante que estas experiencias fueran multidisciplinares. Para ello, es importante que el AyS esté institucionalizado y cuente con apoyo académico, organizacional, fondos, etc. En la UD estamos trabajando en ello.
        Un saludo.

        Responder

    • profile avatar

      Victoria Figueredo-Canosa

      Comentó el 10/12/2020 a las 14:28:37

      Buenos días.
      Enhorabuena por la ponencia. Como se incluye en la presentación, desde la Universidad de Almería hemos colaborado con el proyecto "De mi aula a tu ventana", realizando un proyecto de Aprendizaje-Servicio Virtual; y la verdad, conocer otras experiencias que habéis mencionado resulta enriquecedor.
      ¿Sabéis si los proyectos de Aprendizaje-Servicio se implementaban anteriormente en las instituciones de Educación Superior que habéis mencionado? O ha sido una metodología que se ha puesto en práctica para dar respuesta a las necesidades generadas por la COVID-19.
      En nuestro caso, la metodología de Aprendizaje-Servicio se implementa desde el curso académico 2015/2016 en la asignatura "Sociedad, Escuela y Democracia" de los Grados en Educación Infantil y en Educación Primaria; aunque en el curso 2019/2020 se procedió a adaptar la metodología a las necesidades educativas y sociales derivadas de la COVID-19.
      Muchas gracias de antemano.

      Responder

      • profile avatar

        Laura Negro Duque

        Comentó el 12/12/2020 a las 13:36:20

        Muchas gracias por tu comentario, Victoria. Nos alegra estar en contacto con las personas que habéis llevado a cabo estas experiencias.
        Respondiendo a tu pregunta, algunas universidades sí que contaban con otras experiencias de AyS. Sin embargo, otras han puesto en marcha esta metodología a raíz de las necesidades surgidas de la pandemia.
        Consideramos que sería interesante que este tipo de experiencias aumentaran en todas las universidades para dar respuesta a las necesidades de la sociedad y para continuar la labor en la formación integral del alumnado.
        Un saludo.

        Responder


Deja tu comentario

Lo siento, debes estar conectado para publicar un comentario.