CÓD.N01-S01-C-10 ONLINE

GAMIFICACIÓN APLICADA A LA DOCENCIA UNIVERSITARIA. LAS HABITACIONES DE ESCAPE: UNA METODOLOGÍA INNOVADORA PARA LA ENSEÑANZA DE LA ORTOGRAFÍA

Introducción

Hasta hace relativamente poco tiempo, se creía que las faltas de ortografía se circunscribían únicamente a los alumnos de los niveles educativos no universitarios: primaria, secundaria y bachiller; sin embargo, nada más lejos de la realidad, pues el alumnado que accede a las aulas universitarias lo hace trayendo consigo el desconocimiento de las reglas ortográficas más básicas. Nos referimos a cuestiones tan fundamentales como las reglas de acentuación, el uso de mayúsculas y minúsculas, el uso de los signos ortotipográficos, etc.  Lo cierto es que los trabajos académicos y los exámenes del estudiantado están atestados de faltas de ortografía y este es un problema que compete a todos los profesores de universidad, pero, especialmente, a los de Filología Hispánica, Traducción e Interpretación, Lenguas Modernas y Periodismo puesto que debemos asegurarnos de que nuestros alumnos, como fututos profesionales de la lengua, la traducción e interpretación y la comunicación, finalicen sus estudios con la mejor competencia lingüística posible.

No podemos negar que la enseñanza y el aprendizaje de la ortografía, esto es, del conjunto de normas que regulan la escritura de una lengua, puede ser tedioso tanto para el profesor como para el estudiante. Para luchar contra esta falta de estímulo, el docente debe buscar herramientas con las que mejorar la experiencia de aprendizaje y una de ellas es la gamificación, entendida como la utilización de mecánicas de juego en contextos no lúdicos con el fin de promover el desarrollo de ciertas habilidades.  Esto nos llevó a pensar que, a través de la creación de habitaciones de escape, el estudio de la ortografía sería más entretenido y divertido, y que, por lo tanto, el aprendizaje sería más significativo.

Objetivo

El objetivo del presente trabajo es describir la experiencia de gamificación que llevamos a cabo durante el curso académico 2018-2019 con los alumnos de primer curso de la asignatura Lengua A2 del Grado de Traducción e Interpretación de la Universidad de Granada.

Análisis

Esta experiencia de gamificación consistió en que los alumnos, organizados en grupos, crearan una habitación de escape en la que todas las pruebas estuvieran relacionadas con la Ortografía de la Lengua Española (2010). Con esto se buscaba que el aprendizaje de la ortografía a nivel universitario fuera motivador, activo, cooperativo, colaborativo y autónomo.

En primer lugar, se realiza una breve revisión de la literatura publicada sobre gamificación que ayudará al lector a comprender mejor qué es y cómo debe ser utilizada como herramienta de aprendizaje en el aula universitaria. En segundo lugar, se explicará en qué consistió la experiencia de gamificación: aspectos iniciales y desarrollo de la actividad. En tercer lugar, se analizarán algunas de las pruebas propuestas por el alumnado, seleccionadas por su carácter innovador.  Y, por último, se expondrán los resultados y las conclusiones a las que se ha llegado tras el análisis de esta actividad gamificada.

Palabras clave

docencia universitaria Gamificación ortografía Traducción e interpretación

Ponencia Online

Documentación de apoyo a la presentación ONLINE de la ponencia

Ver el video en youtube


Firmantes

Los autores de la ponencia

profile avatar

MERCEDES SOTO MELGAR

Ver Perfil


Preguntas y comentarios al autor/es

Hay 41 comentarios en esta ponencia

    • profile avatar

      Natalia Tello Burgos

      Comentó el 09/01/2021 a las 11:23:14

      Buenas Elisa,
      en primer lugar, felicitarte por la propuesta. Hoy en día la gamificación y el desarrollo de actividades en grupos cooperativos está en boga y considero que es una actividad muy interesante, no sólo por su metodología sino por el objetivo que pretende alcanzar. Mejorar la ortografía a niveles universitarios es de gran importancia, pero al mismo tiempo, me hace preguntarme si está experiencia o actividad debería implementarse también en niveles educativos inferiores y valorarse en distintas áreas de conocimiento. Me gustaría saber tu opinión al respecto. Enhorabuena por la iniciativa y gracias.
      Un saludo,
      Natalia

      Responder

    • profile avatar

      Rafael E González Diaz

      Comentó el 16/12/2020 a las 21:31:43

      Hola Mercedes

      Muy interesante aprender ortografía jugando, y como les viene de bien a los estudiantes. Podría ser un buen principio para otras asignaturas en las estudiantes tienen duficultades-
      Enhorabuena

      Responder

    • profile avatar

      Nuria Fernández-Quesada

      Comentó el 12/12/2020 a las 22:50:58

      Hola, Mercedes:
      Muchas gracias por una presentación tan original, clara y detallada.
      Sintonizo contigo en la necesidad de trabajar la ortografía, sobre todo, en determinados grados. La gamificación aporta un plus de motivación. Yo suelo utilizar otras técnicas, pero, si me lo permites, incorporaré también tu propuesta a partir de ahora ;-)
      Lo que quería preguntarte es si, con tu experiencia, crees que también podría funcionar con alumnos de inglés con discapacidad intelectual. Imparto un curso todos los años e incorporo distintas técnicas de gamificación. No sé si esta sería demasiado compleja para este colectivo.
      Un saludo,
      Nuria.

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 14/12/2020 a las 10:12:34

        Estimada Nuria:
        Una de las ideas más importantes que debemos tener en cuenta a la hora de gamificar una actividad es la necesidad de que esta se ajuste lo máximo posible a la características del grupo al que va dirigida. Creo que podrías utilizar las habitaciones de escape con tus alumnos, siempre y cuando adaptes la mecánica del juego a la necesidades y capacidades de tus alumnos.
        Si necesitaras ayuda o consejo, no dudes en contactar conmigo por correo.
        Gracias por tu pregunta.

        Responder

    • profile avatar

      Julián Sancha Vázquez

      Comentó el 11/12/2020 a las 19:02:17

      Hola, Mercedes: pasaba solo a saludarte y encantado de verte por estos lares también. Me parece muy interesante todo lo que está aconteciendo en general en torno al aprendizaje de lenguas y el uso de "gamificación" en clase. Todo este tipo de nuevas metodologías me parecen de amplio interés en la actualidad, y más hacia el mundo virtual en el que nos estamos instalando... Este mismo año un colega y yo patentamos un "juego de mesa" para gamificar determinados cursos de español (si se pudiera y nos dejasen, tal vez durante todo un semestre), con juegos como Story Cubes y, a su vez, con otro soporte creado por mí junto a este juego, para ampliarlo en la docencia donde cada alumno tendría su propio "personaje" dentro de un mundo virtual creado ex profeso para el juego y donde jugarían aprendiendo y "literaturizando" con los dados sus propias vivencias "virtuales" o aventuras. En fin, todo esto da para mucho, y como has hecho con esta comunicación, ¡casos prácticos puede haber muchos!

      Saludos desde Cádiz,

      J

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 14/12/2020 a las 10:07:46

        Estimado Julián:

        Encantada de volver a coincidir contigo. Gracias por tu comentario. Si vuelvo a impartir la asignatura de ELE o Didáctica ELE, me pondré en contacto contigo para que me cuentes más sobre ese juego de mesa.
        Un abrazo

        Responder

    • profile avatar

      Ángela Castañeda González

      Comentó el 11/12/2020 a las 16:14:37

      Estimada Mercedes:
      Te transmito mi más sincera enhorabuena por tu trabajo. Antes de ver la ponencia imaginé que la experiencia de gamificación venía ya dada por el docente (o sea, que se les proponía escapar de una habitación ya diseñada en la propuesta) y no imaginé que se involucraba al alumnado en el proceso de su elaboración. Me parece un todo un éxito y esto le otorga una nueva dimensión al trabajo, la del ABP (Aprendizaje Basado en Proyectos). Creo que constituye un gran acierto (a los resultados de tu experiencia me remito) hacer partícipes a los alumnos del proceso de gamificación del que ellos mismos, después, van a participar como jugadores. ¿Has contemplado la posibilidad de incluir este concepto, el de ABP (muy en boga en el ámbito de la didáctica), y sus postulados en tu trabajo? Porque, desde luego, la metodología del ABP está contenida en tu propuesta.
      De nuevo, felicidades.
      Te mando un abrazo.

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 11/12/2020 a las 17:05:30

        Estimada Ángela:
        Que la experiencia de gamificación viniera dada por el docente (es decir, que la sala de escape hubiera sido creada por mí) fue la primera idea que se me vino a la cabeza; sin embargo, inmediatamente pensé que sería aburrido y, al final, poco motivador que todos los grupos jugaran la misma sala de escape (no puedes evitar que los alumnos hablen entre ellos y compartan la experiencia). Por este motivo, decidí que cada grupo debía crear su propia sala de escape para que otro la jugara. Sin duda este fue el acierto de la propuesta.
        Verdaderamente contemplé esta actividad como un proyecto (tanto para mí como para los alumnos), pero a la hora de redactar la propuesta didáctica no había contemplado esta nueva dimensión que me propones. Agradezco enormemente tu aportación y la tendré muy en cuenta a la hora de redactar el texto final.
        Un abrazo

        Responder

    • profile avatar

      Jaime Muriel Isidro

      Comentó el 11/12/2020 a las 14:08:20

      Buenos días Mercedes,

      Enhorabuena por este gran trabajo. Acerca del mismo, me gustaría preguntarle si en caso de una situación como la actual pandemia del COVID-19, se volviera a un confinamiento total ¿ve viable la posibilidad de llevar a cabo, de manera virtual, esta propuesta de innovación metodológica?

      Muchas gracias

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 11/12/2020 a las 16:58:21

        Estimado Jaime:
        Claro que podría llevarse a cabo, una opción muy válida sería la de crear una sala de escape virtual. Sin embargo, considero que es una actividad para llevarla a cabo en el aula. De esta forma podemos ver mejor el trabajo de los alumnos y vivir la experiencia de manera conjunta: profesor/ alumno, alumno/ profesor.

        Responder

    • profile avatar

      Ángel Alberto Magreñán Ruiz

      Comentó el 11/12/2020 a las 13:47:02

      Estimada Mercedes,

      En primer lugar, enhorabuena por el trabajo, ya que me parece muy bueno y que realmente aporta.

      Es un hecho constatado, que en mucho casos, el uso de la gamificación aumenta la motivación, sin embargo también la competitividad, hecho que dependiendo el alumnado puede ser positivo o negativo. ¿Ha podido detectar si se ha fomentado el compañerismo o por el contrario ha aumentado dicha competitividad "negativa"?

      Por otro lado, al tratarse de una actividad grupal ¿Cómo se han realizado los grupos? ¿Son heterogéneos y homogéneos entre sí? ¿Y entre los grupos hay diferencias?

      Muchas gracias y enhorabuena de nuevo.

      Un saludo,
      Alberto.

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 11/12/2020 a las 16:55:41

        Estimado Ángel Alberto:
        Sin duda la actividad fomentó el compañerismo. Los alumnos estaban entusiasmados con la posibilidad de poder crear su propia sala de escape y al mismo tiempo jugar las de otros compañeros. La competitividad existió los días en los que se jugaban las salas de escape; todos querían poder escapar. Sin embargo, esta competitividad les sirvió para jugar mejor.
        En cuanto a tu segunda pregunta, los alumnos debían pasar mucho tiempo juntos para crear la sala de escape y toda la teoría en la que se sustentaba, por lo que pensé que la mejor opción sería que ellos mismos crearan los grupos.

        Responder

    • profile avatar

      Carmen Carmona Rodríguez

      Comentó el 10/12/2020 a las 23:40:02

      Buenas noches Mercedes,

      Me parece un trabajo y experiencia muy interesante, enhorabuena. Te quería hacer una pregunta en relación al estudio ¿se administró antes de la actividad de escape room alguna prueba para conocer el nivel de errores que cometía el alumnado? Es decir un pre-post test, de esa forma se podría indicar si hubieran habido diferencias significativas antes y después de la aplicación de la actividad.
      Gracias por esta magnífica experiencia, me ha inspirado para realizar alguna actividad similar con mi alumnado.

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 11/12/2020 a las 11:56:33

        Estimada Carmen:
        No realicé ningún pretest a mis alumnos para saber qué nivel de conocimientos tenían porque ya lo sabía. Te explico: esta actividad la llevé a cabo con los alumnos de Lengua A2, pero yo ya les había dado clases en Lengua A1. En Lengua A1 ya se abordan las normas ortográficas y se trabaja la OLE (2010), sin embargo, los resultados en el examen final fueron catastróficos, en el sentido de que me di cuenta de que los alumnos (no todos, claro) no habían interiorizado los conocimientos ortográficos que yo les había transmitido. Debido a estos resultados y como yo también sería su profesora en Lengua A2, decidí trabajar la ortografía por medio de la gamificación y los resultados fueron inmejorables. Noté una mejora sustancial en sus conocimientos y en su puesta en práctica.

        Responder

    • profile avatar

      Simran Vazirani Mangnani

      Comentó el 10/12/2020 a las 23:16:57

      Enhorabuena por el trabajo.

      Es una propuesta muy atractiva y enriquecedora para realizar con el alumnado en el contexto universitario, puesto que supone una interacción real con las cosas, despierta la curiosidad y la motivación del alumnado por indagar y aprender por ellos mismos, algo que es muy necesario en estos momentos.

      Me ha gustado mucho que explicases el procedimiento utilizado en tu estudio, y apoyándolo con diversos ejemplos. No obstante, me gustaría saber si has administrado algún cuestionario (o cualquier otro instrumento) con el objetivo de conocer desde la perspectiva del alumnado la adquisición de los conocimientos ortográficos y las competencias mencionadas en la ponencia a través de este tipo de gamificación.

      Por otro lado, considero que el escape room requiere de mucho tiempo y esfuerzo por parte del docente, ya que a pesar de que el escape room se realice en 30min, detrás tiene que haber toda una planificación, unas trayectorias, una narrativa que este bien hilada, unos materiales adaptados al contenido de la materia, etc. Por tanto, ¿consideras que es compatible con la tarea docente e investigadora que tiene el profesorado universitario?

      Muchísimas gracias.

      Un cordial saludo.

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 11/12/2020 a las 11:45:53

        Estimado/a Simran:
        No pasé a los alumnos ningún cuestionario al finalizar la actividad, puesto que ya iba a evaluarlos en el examen final, examen en el que evaluaría dichos conocimientos (creo que ya lo comenté más abajo, pero el objetivo principal de esta actividad era hacer de algo tedioso, algo divertido y motivador. No me planteé en ningún momento que la actividad pudiera llegar a convertirse en un trabajo de investigación. De haberlo pensado sí que les hubiera pasado a los alumnos un cuestionario).
        En cuanto a tu última pregunta, es cierto que dedicamos (tanto yo como los alumnos) mucho tiempo a la creación de las salas de escapismo, pero pienso que mereció la pena. ¿Compatible? Por supuesto, aunque requiera mucha dedicación y esfuerzo. Me vi recompensada cuando vi lo que disfrutaban resolviendo enigmas ortográficos y con los buenos resultados de los exámenes.

        Responder

    • profile avatar

      Nuria Chaparro-Banegas

      Comentó el 10/12/2020 a las 23:00:56

      Hola Mercedes, ¡muchas gracias por esta experiencia tan enriquecedora para los estudiantes!
      ¿Podrías por favor desarrollar un poco más cómo se ha evaluado el carácter innovador de las distintas propuestas?
      Saludos.

      Responder

    • profile avatar

      Carolina Jorge Trujillo

      Comentó el 10/12/2020 a las 13:16:44

      Estimada Mercedes:
      Enhorabuena por esta excelente iniciativa. Me gustaría preguntarte qué aspectos propondrías para aplicar este tipo de actividades a un contexto online, puesto que la situación que estamos viviendo actualmente ha requerido una adaptación de nuestra docencia a dicho entorno.
      Saludos y muchas gracias.

      Responder

      • profile avatar

        Raquel Fernández-Cobo

        Comentó el 10/12/2020 a las 15:27:47

        Hola, Carolina. Supongo que Mercedes también tiene una respuesta. Escribo porque a mí me parece muy interesante poder realizarlo virtual, ya que el contexto que tenemos manda. Encontré una página que me dio las instrucciones para ello por si os sirve de ayuda: https://infosal.es/escape_room_educativo/
        Espero que os sea de ayuda. Saludos

        Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 10/12/2020 a las 17:08:41

        Estimada Carolina:
        Siento no poder ayudarte mucho en esta cuestión, porque en ningún momento me planteé que la sala de escape fuera virtual y no presencial. Considero que los alumnos más jóvenes tienen una exposición muy alta y continuada a los videojuegos, por lo que creí que un juego analógico sería más adecuado. El covid lo ha cambiado todo, claro está. En estas cuestiones creo que podrían ayudarte más otros participantes de este simposio, que, si no recuerdo mal, también hablan de las habitaciones de escape y proponen herramientas para que cada docente pueda crear su propia sala de escapismo.

        Responder

    • profile avatar

      Ana María Gómez Tafallla

      Comentó el 10/12/2020 a las 12:59:04

      Buenos días, me ha gustado mucho tu trabajo de gamificación en el aula, y me gustaría poder adaptarlo a la gestión deportiva, que es mi especialidad
      Mi cuestión es relativa a si el trabajo de gamificación lo hacías en las sesiones de la parte práctica de la asignatura o en las de teoría, y además cuantas horas dedicaron los alumnos-as (que por lo que he visto eran grupos de 12-14) a prepararlo en casa y en clase. Todo ello es para ver una estimación del tiempo necesario para hacer esta gamificación, pero en mi caso adaptada a las gestión de instalaciones deportivas.
      Muchas gracias y enhorabuena otra vez.

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 10/12/2020 a las 17:03:51

        Estimada Ana María:
        Esta actividad estuvimos preparándola durante todo el semestre. De las clases de 2 horas de duración, destinábamos los últimos 20 minutos a la práctica de la sala de escape con el fin de que los alumnos pudieran preguntarme sus dudas y me enseñaran el material con el que estaban trabajando. En cuanto al juego en sí, dedicamos 30 minutos a cada sala de escape. Lo que no puedo decirte es cuánto tiempo dedicó cada grupo.

        Responder

    • profile avatar

      Raquel Fernández-Cobo

      Comentó el 10/12/2020 a las 12:58:29

      Enhorabuena, un diseño de gamificación excelente del que tomaré mucho datos. Es cierto que en la universidad la gamificación está peor considerada que en otros niveles educativos. Me ha gustado mucho tu diseño porque, como explicas, aunque el objetivo es la ortografía, desarrollas muchas más competencias que la lingüística. Mi pregunta o sugerencia es que a nivel personal evaluarlos sólo con el examen final está bien, pero para publicar los resultados quizá sea más adecuado utilizar un programa de análisis cuantitativo o cualitativo más propio de las ciencias sociales. ¿Has pensado en ello? ¿Has pensado en comparar los resultados grupos sin gamificación y con gamificación? Gracias de antemano

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 10/12/2020 a las 16:59:29

        Estimada Raquel:
        Estoy completamente de acuerdo contigo; lo mejor hubiera sido utilizar un programa de análisis cuantitativo o cualitativo. No lo hice así porque la idea de publicar esta experiencia de gamificación fue muy posterior a la realización de la misma. En un primer momento, lo único que me interesaba era poder hacer de la enseñanza y aprendizaje de la ortografía algo divertido y motivador. Además, llevé a cabo la práctica con los dos grupos de traducción que tenía ese año, por lo que no hubiera podido comparar resultados. Eso sí, la próxima vez que lleve al aula esta actividad, no dudaré en realizar un posterior estudio comparativo entre gamificación sí y gamificación no.

        Responder

    • profile avatar

      Carmen Pérez Fernández

      Comentó el 10/12/2020 a las 10:55:08

      Buenos días Mercedes, ante todo felicitarte por tu gran trabajo. Quería preguntarte acerca de los grupos de los alumnos, ¿eligieron ellos en qué grupo estar o seguiste algún criterio a la hora de formarlos?. En sí veo que ha sido muy lograda la experiencia y que has podido comprobar que sus resultados mejoraban desspués de realizar la actividad, ¿llegaste a pasarles algún tipo de encuesta para preguntarles por su opinión acerca de la actividad?
      Un saludo.

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 10/12/2020 a las 11:23:48

        Estimada Carmen:
        Los grupos los hicieron ellos; la sala de escapismo fue la práctica final de la asignatura y estuvimos trabajándola durante todo el semestre. Por este motivo pensé que sería mejor que los alumnos se pudieran con los compañeros más afines, para que de este modo les fuera más fácil quedar y poner sus ideas en común.
        No les pasé ninguna encuesta, pero los últimos 20 minutos de cada clase lo destinábamos a esta práctica y los alumnos me hicieron llegar cada día sus opiniones sobre la actividad gamificada: les parecía una forma divertida de estudiar la ortografía; prestaban más atención al tema en que se fundamentaba su sala de escape y, especialmente, al tema que les tocaba jugar; su implicación en la asignatura era mayor, puesto que querían crear una buena sala de escape; aprendían más creando las pruebas y después jugándolas...
        Los resultados fueron excepcionales y lo noté, especialmente, en el examen final de la asignatura.

        Responder

    • profile avatar

      Adrià Marco Ahulló

      Comentó el 10/12/2020 a las 10:26:00

      Buenos días,

      En primer lugar, me gustaría darle la enhorabuena por su presentación.

      Además, me gustaría preguntarle si usted utilizó algún tipo de análisis estadístico para verificar esta mejora en la ortografía que comenta en los exámenes finales.

      Un saludo cordial.

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 10/12/2020 a las 11:17:41

        Estimado Adrià:
        No, no realicé ningún análisis estadístico para verificar la mejora en el conocimiento y uso de las reglas de ortografía. Mi estadística fue el examen final de la asignatura, examen en el que pude comprobar que los alumnos escribían mejor y cometían muchos menos errores. Recuerdo que solo hubo dos exámenes con faltas de ortografía que estuvieran relacionadas con los temas que habíamos trabajado en las salas de escapismo. Sin embargo, hubiera sido interesante el haberlo realizado, los datos serían más fiables, pues no estarían basados en mi percepción.

        Responder

    • profile avatar

      IMELDA CHAXIRAXI DÍAZ CABRERA

      Comentó el 10/12/2020 a las 10:08:56

      Buenos días:
      Muchas gracias por su presentación: me ha parecido muy interesante. Me gustaría saber qué recomendaciones nos darías a la hora de aplicar la sala de escape en el contexto actual del COVID- 19. Un saludo.

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 10/12/2020 a las 11:14:42

        Estimada Imelda:
        Mis consejos serían los siguientes:
        1. Uso de mascarillas (a ser posible deberíamos asegurarnos de que fueran nuevas para así asegurarnos de que cumplen su función).
        2. Reducir el tamaño de los grupos. En lugar de grupos de 10 o 12 alumnos, reducirlos a la mitad.
        3. Intentar guardar la distancia de seguridad.
        4. Realizar la actividad en un espacio abierto. De esta manera nos aseguraríamos la correcta ventilación del espacio.
        5. No realizar una habitación de escape analógica, sino virtual.

        Responder

    • profile avatar

      Regina María Polo Martín

      Comentó el 10/12/2020 a las 00:04:47

      Buenas noches; Mercedes:
      Me ha parecido muy interesante esta experiencia de gammificación. Enhorabuena por el éxito de la misma. Visualizando el vídeo, pensando en una posible aplicación en mi propia docencia, me han surgido dudas relativas al número aconsejable de alumnos para participar en un proceso de gamificación similar. Mis grupos son muy amplios entre 130 y 150 alumnos. ¿Sería posible o exitosa esta experiencia con un número de estudiantes tan elevado? Lo pregunto porque quizá los grupos tuvieran que estar integrados por muchos alumnos o fuera muy difícil la preparación de la actividad.
      Muchas gracias
      Saludos cordiales

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 10/12/2020 a las 11:11:29

        Estimada Regina:
        Como especifico en la comunicación, aquel año tenía dos grupos de Lengua A2 con aproximadamente 90 alumnos cada uno. Por este motivo (sería imposible hacer una habitación de escape con esta cantidad de jugadores), formamos grupos de entre 10 y 12 alumnos. Mi experiencia con el tamaño de los grupos fue positiva (no te recomendaría grupos más grandes) porque todos tenían la oportunidad de participar y de ofrecer sus ideas. Ten en cuenta que en esta experiencia de gamificación no fui yo quien creó la habitación de escape, sino los propios alumnos, quienes después debían jugar la sala de escapismo de otros compañeros de clase.

        Responder

    • profile avatar

      Ana Isabel Calero Castillo

      Comentó el 09/12/2020 a las 23:08:27

      Buenas noches Mercedes,
      En primer lugar, enhorabuena por tu trabajo. Me parece muy interesante la utilización de las habitaciones de escape en el ámbito universitario y más si cabe en el tema de la ortografía que creo que es un problema importante que hoy día tienen los universitarios. En relación a tu ponencia me han surgido algunas preguntas. Me gustaría saber cuanto tiempo os ha llevado diseñar la actividad y si habéis contado con ayuda económica de algún tipo para la preparación del material. También me interesa saber si habéis podido realizar la actividad desde que vivimos la situación de pandemia por Covid-19 y en el caso de que sí, si habéis tenido que realizar alguna adaptación específica. Muchas gracias y enhorabuena de nuevo.

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 10/12/2020 a las 11:05:23

        Estimada Ana:
        Verdaderamente es un problema con el que tenemos que lidiar los profesores de Universidad. Diseñar la actividad nos llevó un semestre entero. Fue la práctica final de la asignatura, de manera que los últimos 20 minutos de cada clase lo dedicábamos a la creación de la habitación de escape. De esta forma, los alumnos podían preguntarme sus dudas, enseñarme las pruebas y enigmas que estuvieran creando, mostrarme los resúmenes del tema que les había tocado, etc. No contamos con ninguna ayuda económica, cada grupo se costeó su propia sala de escapismo. Este año no he realizado esta actividad porque no he impartido esa asignatura, pero considero que se podría llevar a cabo sin ningún problema siempre y cuando los alumnos y el profesor lleven mascarilla; lo más difícil sería guardar las distancias de seguridad, pero se podría hacer.

        Responder

    • profile avatar

      Elisa Gil Ruiz

      Comentó el 08/12/2020 a las 17:40:21

      Buenas tardes Mercedes,
      En primer lugar, enhorabuena por su trabajo.
      Estoy totalmente de acuerdo en que el uso de la gamificación aumenta la motivación y la participación activa del alumnado, puesto que yo lo he podido constatar en otro ámbito y en una materia diferente a la presentada en su ponencia. Por eso me gustaría saber si, tras la experiencia presentada, ha podido constatar, en el día a día de sus clases, que los alumnos han mejorado su nivel de ortografía a lo largo del tiempo, no solamente a lo largo de la experiencia que relata.
      Muchas gracias.
      Un saludo.

      Responder

      • profile avatar

        MERCEDES SOTO MELGAR

        Comentó el 09/12/2020 a las 16:59:36

        Estimada Elisa:
        Efectivamente, la motivación y la participación aumentaron considerablemente durante todo el semestre, pero también lo hizo el conocimiento que tenían los alumnos de las reglas de ortografía y el uso que hacían de ellas. Mejoró considerablemente la ortografía de los alumnos, sobre todo la relacionada con el uso de las tildes, las mayúsculas y minúsculas, los signos ortotipográficos y las abreviatiras y acortamientos. Personalmente, observé un gran cambio en ellos entre el antes y el después de la actividad gamificadora. Sin duda volvería a repetirla en clase, puesto que los resultados mejoraron enormemente tras las habitaciones de escape.

        Responder


Deja tu comentario

Lo siento, debes estar conectado para publicar un comentario.